Calabacín: propiedades, beneficios y contraindicaciones

Es un alimento muy fácil de preparar, con un sabor ligero que adopta la sazón y los condimentos con los que se cocine. El calabacín tiene la particularidad de ser saciante, muy adecuado para ser utilizado en dietas para perder peso.

Cada 100 gramos de calabacín aportan tan sólo 14 calorías convirtiéndolo en un aliado para aquellas personas que quieren perder peso y esto es debido a que el 97% del calabacín es agua.

Del calabacín podemos destacar los 104 mg de potasio y los 24 mg de calcio. El calabacín también nos aportará 4,5 μg de Vitamina A, un potente antioxidante que protegerá nuestras células del daño tóxico diario de la oxidación.

Valor nutricional del calabacín

Nutrientes Cantidad por cada 100 gramos
Calorías 14 calorías
Hidratos de carbono 2,2 g
Potasio 140 mg
Calcio 24 mg
Vitamina C 22 mg
Vitamina A 4,5 μg

Propiedades y beneficios del calabacín


Los beneficios del calabacín para el organismo, suelen ser mayores si se consume cocido, ayuda a mejorar la salud digestiva y a la vez aporta mucha cantidad de minerales.

La pulpa del calabacín es rica en vitaminas, fitonutrientes e ideal para las dietas de perder peso, y sus principales beneficios a la salud son:

  • Fitonutrientes

    Están presentes sobretodo en la pulpa del calabacín, resultan una alta fuente de vitaminas A, zeaxantina y luteína. Ideales para el mantenimiento y mejoramiento de la visión.

    También resulta un componente ideal que nos ayuda a cuidar nuestra piel, cabello y uñas, aparte de protegerlas frente a las irritaciones y sensibilidades.

    Gracias a su alto contenido en vitamina a, el calabacín, es un tratamiento efectivo que ayuda a cicatrizar heridas o raspones.

  • Vitamina C

    Como es bien sabido, nuestro organismo por sí solo no puede procesar la vitamina c, y por esto resulta importante para el organismo consumir alimentos que la contengan.

    El calabacín es una alta fuente de vitamina c, la cual, nos ayuda a disolver los lípidos así como también proteger a nuestra piel de los radicales libres.

    También es importante para el control del colesterol en la sangre, evitando los picos que ocasionan problemas.

    Nuestras células y tejidos musculares se mantienen sanos y fuertes, además de prolongar su envejecimiento, gracias al calabacín y su alto contenido de esta poderosa vitamina.

  • Manganeso

    Resulta un tipo de mineral con excelentes propiedades para el saludable desarrollo de nuestro tejido óseo. Además es ideal para los niños en crecimiento, ya que, los ayuda a la descalcificación.

    Puedes prepararlo en puré, pastel o cremas para que sea fácil de consumir para ellos y no les cause desagrado. No olvides agregar la piel, ¡Es allí donde se encuentran la mayor parte de sus nutrientes!

    El manganeso también es bueno para ayudar al cuerpo en la producción de colágeno, lo cual, permite que la piel tenga menos arrugas y se mantenga más tersa. Al igual que, ayuda en la cicatrización de las heridas.

  • Vitaminas

    Cuando cocinas el calabacín a vapor, se multiplican sus propiedades así como también sus vitaminas. Para lograr aprovechar al máximo los beneficios del calabacín, se recomienda no consumirlo crudo.

    Contiene 22 mg de vitamina C por cada 100gr de alimento, así como también 35g de provitamina A.

    También es fuente de vitamina b, esencial para la obtención de energía, la salud del sistema nervioso y del sistema inmune.

    Con tan solo consumir un calabacín mediano al día, ligeramente cocido al vapor, estarás aportando a tu organismo el 60% de las necesidades diarias en vitaminas.

    Si se cocina al vapor, es recomendable no desechar el agua restante, ya que, en ella se quedan muchas vitaminas esenciales que puedes aprovechar para otras preparaciones.

  • Fibra

    Si lo comparamos con otro tipo de hortalizas, el calabacín no posee un alto contenido de fibra, pero lo que aporta es más que suficiente para ayudarnos a proteger la mucosa del sistema digestivo y favorecer la flora intestinal.

    Es el alimento recomendado para personas que sufren de estreñimiento, indigestión o gastritis.

  • Minerales

    Un calabacín de tamaño promedio contiene 3,8mg de minerales, lo que se traduce en el 25% de las necesidades básicas diarias a completar.

    Su contenido alto en potasio ayuda a regular la tensión arterial, así como la correcta distribución de los líquidos en el organismo. Sus fuentes de minerales principales son el potasio y el calcio.

Cuál es la mejor forma de comer calabacín

Vamos a la cocina y ¡Manos a la obra! El calabacín es una de las hortalizas más versátiles y que pueden servir de base para cualquier comida, funciona perfectamente como guarnición o plato principal.

Como primera opción podrías prepararlo relleno, añadiendo salsas y aliños de cualquier tipo. También resulta un acompañante perfecto para pescados y carnes.

Si te apetece algo menos elaborado, prueba incorporarlo a tortillas y ensaladas, prepara un rico aderezo con condimentos sencillos y ¡A disfrutar!