Patata – Conoce sus propiedades, beneficios y contraindicaciones

La patata es uno de los alimentos más populares en todo el mundo, muchas culturas antiguas las cultivaron y en la actualidad forma parte de los ingredientes principales y de los favoritos en la gastronomía internacional, pues su suave textura y agradable sabor van excelentes por sí solos y también dentro de diversas preparaciones.

En cuanto a su composición nutricional, en modo de resumen podemos destacar que 100 gramos de patata aportan 88 calorías, el poco valor calórico de la patata es gracias a que el 78% es agua.

La patata es baja en hidratos de carbono ya que solo tiene 15 gramos de hidratos de carbono por cada 100 gramos y también es rica en potasio (570 mg).

Valor nutricional de la patata

Nutrientes Cantidad por cada 100 gramos
Calorías 88 calorías
Hidratos de carbono 18 g
Proteínas 2,5 g
Fibra 2 g
Potasio 570 mg
Fósforo 50 mg
Magnesio 25 mg

Propiedades y beneficios de la patata

  • Fuente de energía: la patata es una muy buena fuente de carbohidratos, así que aporta energía al cuerpo para cumplir con las actividades diarias.
  • Alivia el estrés: la patata aporta vitamina B6, la cual contribuye a la renovación celular, fortalece el sistema nervioso saludable y mantiene el estado de ánimo en total equilibrio.
  • Protege la piel: a través de la vitamina C, la cual es un antioxidante natural, en este sentido funciona como un escudo en contra del envejecimiento y evita la aparición de la psoriasis y eccemas.
  • Reduce las bolsas y ojeras: los antioxidantes y poderes antiinflamatorios de la piel de la patata son perfectos para evitar o reducir las desagradables bolsas y ojeras que se forman bajo los ojos.
  • Exfoliante natural: la patata puede funcionar como un peeling natural por causa de sus enzimas, puede controlar la grasa y limpiar los poros sin generar alteraciones, incluso es ideal para todo tipo de piel.
  • Cura las heridas: por su contenido de vitamina C y antioxidantes apoya el proceso de cicatrización, además de que desinflama.
  • Favorece el sueño: las patatas generan una hormona que se conoce como GABA, la cual tiene el poder de disminuir el nivel de estrés, así como mejorar la calidad del sueño.
  • Aliado para los celíacos: gracias a sus hidratos de carbono complejos y sin proteínas, las patatas son un excelente reemplazo de los cereales con gluten.
  • Apoya el proceso para perder peso: gracias a sus carbohidratos y nutrientes complejos y sus pocas calorías, además genera sensación de saciedad, la cual permite comer en menor cantidad y evitar la necesidad de picar entre comidas.
  • Beneficia la digestión: el almidón de las patatas se convierte en alimento de las bacterias intestinales buenas, también reduce la irritación y la inflamación en el intestino, es excelente para aliviar la enfermedad de Crohn, la gastritis, la colitis ulcerosa y la diverticulitis.
  • Aliado en contra de los cálculos renales: la piel de la patata ayuda a disolver las piedras presentes en el riñón, gracias a su composición de calcio, hierro, almidón, potasio, fósforo, cobre, entre otros.
  • Auxilia las funciones en el cuerpo: la patata contiene vitaminas del grupo B, la cual es fundamental para reacciones enzimáticas, la creación de tejidos, las funciones del sistema nervioso, también para eliminar la homocisteína, la cual aumenta las posibilidades de infarto.
  • Mejora la función cerebral: gracias su contenido de cobre, hierro, manganeso, potasio y vitamina B6 y C fortalece la salud del cerebro.
  • Contribuye a la salud cardiovascular: la patata contiene ácidos fenólicos, flavonoides y carotenoides, los cuales son antioxidantes que contrarrestan los radicales libres, así que previene la presión arterial alta y cardiopatías y promueve la salud circulatoria.

¿Cuál es la mejor forma de tomar la patata?

La patata se puede disfrutar al vapor, hervida, asada, al horno, frita, entre otras opciones, además de que se puede incluir fácilmente en una amplia lista de preparaciones, pues su sabor y textura combinan a la perfección con otros alimentos, algunas recetas son:

  • Ensalada de patata: cocer patatas y huevos y picar en rodajas y gajos y también picar tomates, luego en un molde formar capas de patata, encima de tomate y luego poner atún desmigado y el huevo, sumar cebolla en juliana, aliñar con aceite, vinagre y sal.
  • Patatas al horno gratinadas: cocer las patatas y aplastarlas, cubrirlas con aceite, cebollino, ajo y queso rallado y dejar que se terminen de hacer en el horno.
  • Patatas rellenas: cocidas las patatas, formar un puré y condimentar, agregar huevos, harina y queso rallado para formar una masa, formar bolas y rellenar con tomate seco, jamón y mozzarella en cubos y freír.

Contraindicaciones o efectos secundarios de las patatas

    • La patata tiene un índice glucémico alto por lo que las personas con diabetes tipo 2 deben tener un consumo moderado de este tubérculo y recomendamos que sean cocinadas al horno, hervidas o junto a otros vegetales de bajo índice glucémico.
    • No recomendamos el consumo de patatas fritas debido a su alto contenido en grasas y calorías.
    • El consumo excesivo de patata podría generar gases y dolor estomacal.