Granada: propiedades, beneficios y contraindicaciones

La granada es una fruta con concha muy dura que por dentro contiene semillas carnosas, ya que están cubiertas por una pulpa roja. Su sabor es exquisito y refrescante. Su cultivo se cree que se remonta a los tiempos de la prehistoria y es originaria de Irán.

La granada es una fruta con un índice glucémico bajo (35), así que es un alimento permitido para aquellas personas que sufren de diabetes y en este artículo vas a conocer todos los beneficios y contraindicaciones de la granada.

Su bajo contenido calórico (34 kcal por cada 100 gramos) es debido a que el 92% de esta fruta es agua.

Destaca su bajo contenido en grasas y la presencia de minerales como el Potasio y el fósforo además de un gran número de vitaminas B  y vitamina E.

Valor nutricional de la granada

Nutrientes Cantidad Por cada 100g
Calorías 83 kcal
Hidratos de carbono 19 g
Fibra 4 g
Proteínas 1,7 g
Potasio 236 mg
Fósforo 36 mg
Magnesio 12 mg
Calcio 10 mg
Vitamina C 10 mg
Sodio 3 mg
Vitamina B1, B2, B3, B5 y B6 0,8 mg
Vitamina E 0,6 mg
Zinc 0,35 mg
Hierro 0,3 mg
Vitamina B9 (Ácido fólico) 38 μg
Vitamina K 16,4 μg

Asimismo, la granada tiene presente entre sus propiedades los taninos. Estos son compuestos fenólicos que trabajan como astringente y antiinflamatoria en la mucosa intestinal, lo que significa que ayuda cuando la personas tiene diarrea. Pero también da una sensación áspera en el paladar y la lengua.

Propiedades y beneficios de la granada

1. Es muy rica en nutrientes

Las granadas son un fruto con un excelente perfil nutricional que puede ser aprovechado para promover el bienestar humano. Su riqueza en fibra dietética es uno de sus atributos más importantes, ya que contiene 4 gramos de fibra por cada taza de granadas.

Asimismo, una taza de granadas puede aportar 1,7 gramos de proteína vegetal, siendo un número bastante aceptable al tratarse de un fruto. Sin embargo, las mayores cualidades nutricionales de la granada se vinculan con su contenido en vitaminas y minerales.

Solo una taza de granada puede cubrir el 30% del requerimiento diario de vitamina C en el organismo. Además, una taza puede aportar el 36% del valor diario de vitamina K y el 16% del requerimiento de folato.  Por ello, la granada es especialmente densa en vitaminas esenciales para el organismo.

Por otro lado, las granadas son una buena fuente del mineral potasio y puede cubrir el 12% del valor diario recomendado con tan solo una taza de granadas.

En cuanto a sus calorías, 170 gramos de granada aportan aproximadamente 144 calorías. También ofrece 24 gramos de fructosa, por lo que suelen ser un fruto bastante dulce.

Además, las granadas contienen una gran variedad de compuestos vegetales activos que protegen al organismo ante los radicales libres. El antioxidante punicalaginas es el más abundante en las granadas y posee excelentes beneficios sobre la salud.

Las granadas también contienen ácido punícico que resalta como un ácido graso esencial. Dicho ácido pertenece a la familia del ácido linoleico y resulta ser una de las grasas buenas más importantes para el cuerpo.

2. Antioxidante

beneficios de la granadaLa granada contiene una excelente cantidad de compuestos vegetales que cuentan con poderosas cualidades antioxidantes. Estos antioxidantes se encargan de combatir el estrés oxidativo y prevenir el desarrollo de algunas enfermedades crónicas.

Según investigaciones realizadas, uno de los beneficios de la granada por su contenido en antioxidantes es que puede disminuir los marcadores de estrés oxidativo y reducir el riesgo a sufrir de diabetes, cáncer, Alzheimer, demencia, etc.

La vitamina C es uno de sus antioxidantes más abundantes y puede ser vital para retardar el envejecimiento, prevenir el daño oxidativo en el ADN celular y combatir la degeneración de colágeno en el cuerpo.

Asimismo, contiene la punicalagina que resulta ser un antioxidante muy poderoso que puede eliminar los radicales libres y contrarrestar sus efectos sobre el organismo.

3. Antinflamatorio

Debido a su densidad en antioxidantes, otro de los beneficios de la granada es que posee cualidades antinflamatorias naturales que pueden ser clave para prevenir un sinfín de enfermedades.

Ha sido demostrado científicamente que las inflamaciones crónicas en el organismo suelen aumentar el riesgo de sufrir de cáncer, diabetes, afecciones cardiacas, alzheimer, obesidad, etc.

Sin embargo, las punicalaginas de la granada pueden reducir los factores proinflamatorios encontrados en la sangre. Según una investigación realizada, el consumo de granada pudo reducir hasta en un 32% los niveles de PCR, siendo este un factor proinflamatorio muy importante.

Asimismo, se observó que redujo en un 30% los niveles de otro factor proinflamatorio conocido como interleucina-6. Este efecto no solo puede prevenir el desarrollo de diferentes enfermedades, sino que también puede inducir alivio en enfermedades inflamatorias como la psoriasis o la artritis reumatoide.

De hecho, uno de los beneficios de la granada es que es un excelente alimento para reducir la hinchazón en personas con artritis y osteoartritis. Algunas investigaciones han demostrado que este fruto disminuye los niveles de factores proinflamatorios relacionados con la artritis y el daño articular.

Mantener su cuerpo desinflamado es vital para su salud y, para ello, las granadas pueden ser una excelente solución.

4. Puede ser una gran aliada de la salud prostática

Uno de los beneficios de la granada más increíbles es que puede prevenir y combatir el cáncer de próstata. Se han realizado diversas investigaciones al respecto y los resultados han indicado que la granada puede inhibir la proliferación de células cancerígenas.

Asimismo, se observó que el consumo de granadas podía provocar la muerte de las células cancerosas. Otro estudio observó que el consumo de granada podía evitar que el antígeno prostático especifico (PSA) creciera de manera acelerada, ya que su crecimiento desproporciona se vincula con un mayor riesgo de mortalidad.

Sin embargo, aún se necesitan más estudios que puedan confirmar este efecto.

5. Reduce la presión arterial

Otro de los beneficios de la granada si optamos por consumirla es que se la relaciona con una menor presión arterial y esto ocurre debido a su densidad en el mineral potasio. El potasio es uno de los minerales más importantes para el sistema cardiovascular porque actúa como un vasodilatador que puede disminuir la presión arterial alta.

Al entrar en el organismo, el potasio promueve la dilatación de los vasos sanguíneos, de manera que la sangre fluye con menor fuerza y la presión arterial disminuye. Además, el potasio estimula la excreción de sodio del organismo, por lo que contrarresta sus efectos sobre la presión arterial.

Según investigaciones científicas, el consumo de granada puede atenuar eficazmente la presión arterial, siendo especialmente útil para disminuir la presión arterial sistólica.

6. Disminuye los niveles de colesterol en sangre

granada propiedades y beneficiosOtro de los grandes beneficios de la granada es que puede ser una gran aliada de la salud cardiovascular porque es muy densa en antioxidantes y nutrientes necesarios para su buen funcionamiento. Se ha evidenciado que el ácido punícico de la granada puede actuar directamente sobre los niveles lipídicos en sangre.

Un estudio observó que el consumo de granada podía disminuir eficazmente los niveles de triglicéridos y colesterol LDL en sangre. Asimismo, se determinó que la granada podía aumentar los niveles del colesterol HDL.

La densidad de antioxidantes en la granada también previene la oxidación del colesterol LDL, por lo que reduce uno de los factores de riesgo más importantes para la salud cardiaca.

Al atenuar las cantidades de colesterol y triglicéridos en sangre, también se reduce el riesgo a sufrir de arterosclerosis, placa arterial, insuficiencia cardiaca, eventos cerebrovasculares, etc.

7. Mejora la circulación sanguínea

Uno de los beneficios de la granada es que se vincula su consumo con una mejor circulación sanguínea y esto puede atribuirse a su gran cantidad de antioxidantes y nutrientes que estimulan positivamente la función cardiovascular.

Una mejor circulación sanguínea en el cuerpo puede asegurar el correcto transporte de nutrientes y oxigeno hacia los músculos y distintos tejidos del organismo.

Asimismo, un aumento en la circulación sanguínea puede ser clave para prevenir y combatir la disfunción eréctil, ya que es el flujo sanguíneo hacia el órgano sexual masculino el que produce la erección.

8. Antibacteriano y antimicótico

Las granadas contienen algunos compuestos vegetales con poderosas cualidades antibacterianas y antimicóticas que previenen las infecciones en el organismo.

Se ha demostrado que dichos compuestos son capaces de combatir los microorganismos que ingresan al organismo y que vulneran el bienestar humano. Los compuestos vegetales de las granadas han resultado ser muy eficaces para eliminar algunos microorganismos como la Candida albicans.

Además, el consumo de granadas se ha vinculado con un menor riesgo a sufrir diferentes infecciones como la periodontitis y la gingivitis.

9. Estimula el sistema inmunológico

La granada es especialmente densa en vitamina C y esto es una gran ventaja porque ayuda a estimular el sistema inmunológico. La vitamina C no solo es un poderoso antioxidante, sino que también es un estimulante de la diferenciación inmune.

El consumo de vitamina C promueve la diferenciación celular hacia la formación de nuevos anticuerpos como los linfocitos T y los glóbulos blancos. Asimismo, ha demostrado ser muy eficaz para mejorar la función protectora y de defensa de los anticuerpos ya formados.

Así, el consumo de granada se relaciona con un organismo protegido y un menor riesgo a sufrir de infecciones o virosis.

10. Mejora el rendimiento físico

Otro de los beneficios de la granada es que también resultan muy útiles para mejorar el rendimiento físico, ya que contiene nitratos dietéticos que retardan la aparición de la fatiga física.

El consumo de granada puede reducir el dolor luego de realizar una actividad física intensa. Además, su consumo se ha vinculado con una mejor recuperación de fuerza muscular.

11. Favorece la función cerebral

Uno de los beneficios de la granada muy interesantes es que parece ser excelente para la función cerebral porque protege el tejido cerebral ante el daño oxidativo. Asimismo, ha demostrado ser útil para mejorar algunas funciones cognitivas como la memoria, la comunicación verbal y la realización de tareas visuales.

De hecho, las granadas resultan ser indispensables para mejorar y conservar la memoria a través del tiempo. También se ha vinculado el consumo de la granada con un menor riesgo a sufrir de Alzheimer, ya que sus cualidades antinflamatorias previenen la inflamación del tejido nervioso.

12. Fortalece tus huesos

Por su contenido en calcio y vitamina C, otro de los beneficios de la granada es que es vital para la salud de los huesos y demás tejidos del organismo. La vitamina C actúa como una coenzima activante en el proceso de síntesis de colágeno, por lo que su consumo es necesario para mantener tejidos sanos.

El colágeno es necesario para mantener la integridad de tus huesos y evitar que se degenere con el pasar de los años. También te ayuda a fortalecer el tejido muscular y cartilaginoso del cuerpo.

El potasio y demás minerales de la granada también ayuda a mantener la densidad mineral ósea que el confiere robustez, fuerza y resistencia al hueso.

¿Cuál es la mejor forma de tomar granada?

La granada tiene un sabor combinado entre ácido y dulce, lo que hace que sea un ingrediente bastante versátil dentro de la comida o bebidas, por lo que puede tomarse en jugos, ensaladas, salsas, guisos y postres.

Algunas recetas en que las puedes usar:

Tartar de langostinos con aguacate y granada

Esta receta contiene langostinos, aguacate, granada, lima, aceite de oliva y sal. En ella deberás unir todos los ingredientes ya pelados y picados en cuadros pequeños. Y listo para comer.

Sorbete de mandarinas y granada

Este postre lleva mandarinas, lima, granada, vodka, clara de huevo y almíbar, lo haces tipo helado y con el poquito de licor, será un excelente para finalizar la comida con algo tan ligero como esto.

Contraindicaciones de la granada

A continuación conocerás todas las contraindicaciones de la granada en caso de un consumo excesivo.

Inhibir el efecto de algunos medicamentos

contraindicaciones de la granadaUna de las contraindicaciones de la granada es que su consumo puede aumentar los efectos secundarios de ciertos medicamentos por lo que recomendamos acudir al médico si estás siguiendo algún tratamiento médico y quieres consumir granada. Un ejemplo de de interacción de la granada son con medicamentos para tratar la tensión arterial alta o la rosuvastatina.

Hipotensión

Otra de las contraindicaciones de la granada si la consumimos en exceso y tenemos la presión arterial baja es que podríamos sufrir una hipotensión o bajada brusca de la presión arterial debido a las propiedades para bajar la presión arterial que tiene la granada.

Precaución con personas con trastornos hepáticos

Una de las contraindicaciones de la granada es que las personas que sufran trastornos hepáticos y sigan un tratamiento médico deben consultar con su médico si pueden consumir esta fruta debido a que las enzinas que están presentes en la granada podrían obstaculizar el funcionamiento de nuestro hígado.

Dolores estomacales

Una de las contraindicaciones de la granada si su consumo es excesivo es que podemos tener dolores estomacales como náuseas, vómitos, diarrea y dolor abdominal debido a su contenido en fibra.

Personas con tratamientos con anticoagulantes

Una de las contraindicaciones de la granada es que su consumo no está recomendado en personas que estén siguiendo un tratamiento médico con anticoagulantes debido a que la granada puede interferir con el efecto de estos medicamentos. Si quiere consumir granada consulte antes con su médico.