El Supremo devuelve a la Junta Electoral la decisión sobre el debate de los candidatos presos

Se celebra un debate electoral en la prisión de Soto del Real (en la capital española), tal como ha pedido Jordi Sánchez, aspirante al Congreso de Junts per Catalunya, prosigue en el aire por el hecho de que absolutamente nadie acepta la competencia de decidir si es viable. La Junta Electoral Central endilgó la semana pasada la responsabilidad al Tribunal Supremo, y este ha decidido este martes que no tiene competencia para tomar esa resolución. Los 7 jueces que juzgan a los líderes independentistas concluyen en una providencia que “no compete” a esa sala “velar por los principios que determinan la regulación de la actividad electoral”. La responsabilidad de la autorización vuelve nuevamente al órgano electoral.

El Supremo comprende que su competencia sobre los presos se limita a decidir el encarcelamiento y, en su caso, la excarcelación, mas no le atañe la fijación de un determinado régimen penitenciario. “Lo pedido no es un acto que afecte a una posible incomunicación judicial –que no se ha acordado por esta sala– ni supone una excarcelación del centro penitenciario”, asevera el tribunal, que recuerda asimismo que compete a la Junta Electoral velar “por la vigencia de los principios que rigen el desarrollo del proceso electoral”. La resolución que firma el juez Manuel Marchena rechaza entrar en cualquier cuestión de fondo sobre la solicitud, y remite su providencia a la Junta a fin de que decida sobre la cuestión.

Sánchez, en cárcel precautoria desde el dieciseis de octubre de dos mil diecisiete, pidió que se dejase la celebración de un discute el día trece de abril con otros aspirantes al Congreso por la circunscripción de Barna pertenecientes a formaciones con representación en las precedentes elecciones generales. El expresidente de la ANC estima que tiene sus derechos civiles íntegros no habiendo sido condenado por ningún delito, con lo que sostiene que se le debe dejar que se dirija a los ciudadanos a fin de que conozcan sus creencias.

Instituciones Penitenciarias se ha pronunciado contra el discute, conforme el dictamen en el que la Junta Electoral apuntaba al Supremo. En el informe, la Segregaría General de Instituciones Penitenciarias asevera que festejar ese discute electoral «supondría una perturbación de las reglas regimentales del centro penitenciario».

Fuente: ELPAIS