Pedro Sánchez alega que el movimiento independentista pretende fracturar a Cataluña

El jueves 18 de abril, Pedro Sánchez se manifestó en contra de los líderes independentista con el lema que usó al defender el voto contra la investidura de Rajoy: «No habrá referéndum ni independencia. No es No ayer, hoy y mañana”. Tras lo cual solicitó el apoyo de Rajoy a fin de aplicar el 155.

De hecho, el primer secretario de la PSC, afirma que la solución a la crisis territorial está en la constitución. De modo que no piensan permitir que los independentistas dividan Cataluña. Incluso aseveró que estos se darán cuenta que la solución está garantizada a través del autogobierno.

La razón de sus palabras y el fuerte tono empleado, se debe a su descontento ante el ofrecimiento de “Junts Per Cataluya” por parte de la asamblea del PSOE; pues este propone proporcionar estabilidad al Ejecutivo, pero con ciertas condiciones que para los socialistas resultan inadmisibles; a saber, que el referéndum debe estar sobre la mesa.

Por lo tanto, para reafirmar su posición, Sánchez acusó con fuertes términos que los líderes separatistas buscan fracturar a Cataluña. afirmando por su parte que la unión de los catalanes se logra con el autogobierno.

Su programa supone el refuerzo de poderes autonómicos frente a la recentralización respaldada por PP, Ciudadanos y Vox. A su vez promociona el impulso al autogobierno, a través del respeto de la Ley Fundamental.

Además, ratificó Meritxel Batet que es de suma importante sacar adelante al país todos juntos y contrarrestar la crisis social y económica. También añadió que no se piensa resignar ante el hecho de que Cataluña se mantenga partida por la mitad tal como está sucediendo ahora.

La asamblea de Sánchez fue bastante concurrida, aproximadamente medio millar de personas lo apoyaron desde afuera del mitin a pesar del frío tan intenso; dentro ya se habían ocupado las 500 plazas.

Fuente: EL PAIS