Ginseng – Conoce sus propiedades, beneficios y contraindicaciones

El ginseng es una planta de origen asiático, ha sido utilizada desde hace siglos, especialmente en la cultura China con fines medicinales y en la actualidad se ha vuelto popular en todo en el mundo como un excelente remedio natural a través de la utilización de sus raíces.

En cuanto a su contenido nutricional, posee 401 calorías, 89 gramos de hidratos de carbono, 4,7 gramos de grasas y 0,3 gramos de proteínas, además vitaminas del grupo, minerales como el hierro y el zinc, aceites esenciales y polisacáridos, como resultado fortalece el rendimiento mental, entre otros beneficios.

Una de las principales contraindicaciones del ginseng es que no está recomendado su consumo en mujeres embarazadas ni tampoco que estén lactando para evitar riesgos ya que algunos estudios insinúan que el ginseng podría afectar al bebé.

Propiedades y beneficios del ginseng

  • Fuente de energía: el ginseng funciona como un gran estimulante, es ideal para combatir la fatiga crónica y para contribuir al rendimiento de los deportistas durante sus entrenamientos, todo sin generar sobreexcitación. Además, permite que la recuperación sea más rápida posterior a periodos de cansancio, decaimiento, debilidad, convalecencia y anemia. Es una de las propiedades del ginseng más conocidas.
  • Alivia el estrés: esta planta regula la producción del cortisol, la cual es conocida como la hormona del estrés, en su lugar, genera una sensación de bienestar, es muy recomendada para personas que padecen depresión.
  • Poder antioxidante: el ginseng tiene propiedades antioxidantes, así que hacen más lento el proceso de envejecimiento.
  • Fortalece las defensas: también es capaz de fortalecer el sistema inmunitario, de esta manera hace que el organismo se menos propenso a los efectos de virus y bacterias, así que es estupendo para aliviar síntomas de resfriados y gripes. También, hay quienes señalan el ginseng evita el desarrollo tumoral y de células cancerosas.
  • Aliado durante la menopausia: esta planta puede reducir o aliviar los síntomas típicos de la menopausia.
  • Ayuda para los hombres: el ginseng es señalado como un remedio para la disfunción eréctil y mejorar la fertilidad de los hombres, además de ser un afrodisiaco.
  • Beneficia el funcionamiento digestivo: el ginseng tiene la capacidad de aliviar problemas gástricos y disminuir la formación de úlceras además de estimular el apetito.
  • Fortalece el rendimiento mental: el ginseng puede optimizar la circulación del cerebro debido a su capacidad vasodilatadora y antiagregante, así que mejora la memoria, la concentración, la capacidad de comprensión, facilita el aprendizaje y mejora el rendimiento mental en general, además se han llevado a cabo estudios, los cuales afirman también previene el Alzhéimer.
  • Otra de las propiedades del ginseng más interesantes es que ayuda a reducir el nivel de colesterol de azúcar en sangre gracias a su estupendo contenido de nutrientes, es ideal para personas que padecen hipertensión arterial y para los diabéticos, pues activa la producción de insulina.
  • Apoya la salud cardiovascular: debido a que promueve la correcta circulación y también reduce los niveles de colesterol.

Formas de tomar ginseng

Una de las mejores características del ginseng, es que se pueden aprovechar sus beneficios de diferentes formas, esta planta se puede tomar de varias maneras según las necesidades y las preferencias en cada caso, por ejemplo:

  • Raíz natural: en tiendas naturistas es posible adquirir la raíz del ginseng en su estado natural, la cual se utiliza para preparar infusiones. Solo es necesario poner a hervir agua y cuando llegue a la ebullición agregar la raíz y dejar hervir durante 10 minutos, luego dejar reposar, colar y beber.
  • Polvo: esta es otra presentación de la planta, la cual se puede agregar a las comidas.
  • Tintura: el ginseng también está disponible en forma de tintura, para su consumo se debe diluir una cuchara en un poco de agua y beber.
  • Cápsulas o comprimidos: esta es una de las formas más cómodas de tomar el ginseng, en cuanto a la dosis recomendada es entre 1 y 3 cápsulas o comprimidos diarios en compañía de las comidas, no obstante puede variar según cada laboratorio, por esto lo mejor es seguir las instrucciones en la etiqueta del producto.

Cabe destacar, no conviene consumir el ginseng durante temporadas largas, lo mejor es durante dos semanas y luego tomar un descanso de dos semanas más para continuar, de esta manera se evitan posibles contraindicaciones.

Contraindicaciones del ginseng

El ginseng sin duda resulta muy beneficioso para la salud, pero cuando su consumo excede los 3 meses puede generar ciertas contraindicaciones como dolor de cabeza, mareos, cambios de humor, erupciones en la piel, picazón, pérdida del apetito y diarrea, además de:

  • Insomnio: es uno de los efectos secundarios más comunes, debido a que aumenta la energía.
  • Otra de las principales contraindicaciones del ginseng es que no está recomendado su consumo en mujeres embarazadas o en periodo de lactancia. No existen estudios que lo confirmen pero más vale ser precavida.
  • Aquellas personas que sean muy nerviosas deben moderar el consumo de ginseng debido a su gran poder estimulante que, junto a otros estimulantes como la cafeína podría generar nerviosismo e incluso palpitaciones. Esta también en una de las contraindicaciones del té verde.
  • Hemorragias: el ginseng puede causar alteraciones en cuanto a la coagulación de la sangre.
  • Otra de las contraindicaciones del ginseng que deberías saber es que las personas diabéticas deberían consumir con cuidado debido a que el ginseng reduce el nivel de azúcar en sangre y combinado con otros medicamentos podría causar una bajada demasiado brusca de azúcar en sangre.
  • Alteraciones hormonales: el ginseng consumido durante largos periodos de tiempo, puede generar alteraciones en el funcionamiento hormonal y por lo tanto lograr el desequilibrio en el organismo.
  • Debido a sus propiedades estimulantes no está recomendado su consumo a niños menores de 16 años.
  • Agrava las enfermedades autoinmunes: se trata de lupus, esclerosis múltiple y la artritis reumatoide, como la planta eleva la actividad del sistema inmune, podría empeorar estas enfermedades.
  • Las que padezcan problemas del corazón deben tener precaución a la hora de consumor ginseng ya que la planta puede afectar la presión arterial y el ritmo cardíaco. Además, el ginseng puede interactuar con la digoxina, la cual se utiliza para el tratamiento de problemas cardiovasculares. Esta es otra de las contraindicaciones del ginseng a tener en cuenta.